Cintas (Phormium)

$20,000.00

In stock

Compare

Phormium o Formio como también se le conoce, son plantas de larga duración que pertenecen a la familia de las Agavaceae y su nombre científico es Phormium Tenax.

Esta planta proviene de Nueva Zelanda y lo que más llama la atención de la misma es su follaje abundante. En un principio el formio fue llevado a diferentes partes del mundo debido a sus fuertes fibras, sin embargo término por convertirse en una planta para la decoración.

El formio es una planta de tipo herbácea la cual posee hojas bastante duras, alargadas y puntiagudas, su aspecto es muy parecido al de una espada y pueden llegar a crecer hasta tres metros de altura y ensancharse hasta casi los 13 centímetros.

La mayoría de las veces su color suele ser verde oscuro, no obstante existen algunas variedades de Phormium cultivadas con fines comerciales que poseen diversas tonalidades de colores, como por ejemplo verde claro, rojizo y hasta un tono bronceado, además en el borde de las hojas y en los nervios centrales tienen algunas marcas que pueden ser de color amarillo, rosa, bronce o rojo.

Los Phormium también son conocidos en diversas partes como, Lino de Nueva Zelanda, Fornio o Cáñamo de Nueva Zelanda y a medida que transcurre la temporada de verano, esta planta produce algunos racimos de flores que tienen la forma de una especie de tubo curvo muy similar a un candelabro, estos racimos sobrepasan la altura que tienen las hojas.

Uno de los procedimientos que se realizan para el cultivo de los Phormium es la división, la cual debe hacerse a principios del primer mes de la temporada de otoño o al iniciar la primavera.

La técnica se realiza separando los segmentos de la planta que tengan una parte de algún rizoma, raíz y por lo menos de una hoja.

Cada una de estas porciones debe colocarse en dentro de un contenedor por separado. El sistema del rizoma y de la raíz se coloca en un hoyo en medio del recipiente, mientras que las hojas van por encima de la tierra.

Los suelos ideales para el buen desarrollo del Fornio son aquellos que poseen un excelente drenaje. Lo más recomendable es regar los segmentos de la planta que fueron divididos de forma frecuente para que el suelo se mantenga húmedo, pero sin inundar la zona donde se encuentra plantado el formio.

Después de que tengan el tamaño adecuado se deben trasplantar los segmentos divididos de la planta, teniendo en cuenta que hay que protegerlas sobre todo del viento hasta que sus raíces sean lo suficientemente firmes.

See It Styled On Instagram

    No access token

Main Menu

Cintas (Phormium)

$20,000.00

Add to Cart